Errores comunes al posicionar una marca

La meta del marketing es conseguir que los clientes recuerden tu producto al tomar la decisión de compra. Y que pensar en este genere sensaciones positivas. Para lograrlo hay que evitar estos errores comunes al posicionar una marca que te presentamos en SEO Valladolid.

¿Qué es posicionamiento de marca?

Cuando hablamos de posicionamiento nos referimos a la percepción que tienen los consumidores sobre una marca; es decir, el espacio que esta ocupa en sus mentes.

Al crear una estrategia de marketing defines los beneficios o atributos por los que quieres que sea conocida la marca. De manera que puedas definir un mensaje claro, en consonancia con las características que buscas transmitir para diferenciarte de la competencia.

La comunicación con los usuarios debe ser asertiva para que te recuerden como quieres. Por eso, cuando trabajas para posicionar tu marca en el mercado debes ofrecer un mensaje alineado con tus objetivos. Y, más allá de eso, asegurarte que los beneficios que ofreces es lo que necesita el consumidor y que el producto cumple con lo que dices.
XXErrores comunes al posicionar una marca

¿Cómo posicionar una marca?

Después de construir tu marca la siguiente meta es posicionarla en la mente de los consumidores. Te preguntarás cómo comenzar a trabajar en este objetivo.

Primero debes tener claro quién es tu cliente ideal. Esto es clave en cualquier estrategia de marketing porque solo así sabrás cuáles son sus necesidades e intereses; además, de establecer una comunicación efectiva con él.

Define quién es el buyer persona, la representación del cliente ideal, en base a datos reales. Una marca puede tener más de un arquetipo de cliente para un producto o servicio. En ese caso debes saber cómo llegar a cada uno de ellos.

A continuación, para definir tus estrategias para posicionar una marca tienes que analizar el mercado. Así conocerás a quiénes te enfrentas, quienes son los competidores y lo que ellos ofrecen a los consumidores.

Lo siguiente es desarrollar el mensaje que quieres transmitir y los canales dónde lo harás; así como definir la estrategia de posicionamiento que utilizarás. Esto es si vas a destacar los beneficios, el precio, las diferencias con la competencia u otros atributos entre los que puedes elegir.

Tipos de posicionamiento

Entre las estrategias de posicionamiento de marca que puedes implementar están las siguientes:

  • Atributos: se trata de elegir la característica diferenciadora más importante de tu marca.
  • Precio más bajo: es una apuesta arriesgada porque no siempre se puede sostener en el tiempo. La marca corre el riesgo de generar una crisis de reputación de la que es difícil recuperarse.
  • Comparación con el competidor: consiste en señalar las diferencias entre tu marca y sus competidores. Al mismo tiempo, destacar por qué la tuya es mejor.
  • Posicionamiento diferencial: encuentra lo que te hace único y diferente en el mercado.
  • Categoría de producto: consiste en posicionarse dentro de una categoría específica de productos.

Errores comunes al posicionar una marca

El marketing online te ayudará a posicionar tu marca en el mercado. Esto significa consolidarse y mantenerse en el tiempo. Si eres capaz de ofrecer una experiencia memorable el cliente te recordará y las ventas aumentarán.

Haz que los consumidores asocien tu marca con emociones positivas, así te mantendrán en su mente. Demuestra tu compromiso con los clientes y generarás engagement.

En todo este proceso, sin embargo pueden surgir errores que debes evitar porque después no será fácil cambiar la percepción que tengan los consumidores. En algunos casos solo será posible reinventando la marca por completo.

Estos errores comunes al posicionar una marca incluyen los siguientes:

Ignorar el costo de la estrategia de marketing

Uno de los principales errores es pensar que posicionar una marca no tiene costo. Es preciso que definas un presupuesto para el marketing, al final estás haciendo una inversión que dará sus frutos si trabajas en una estrategia viable.

En este sentido, debes contratar un equipo experto que trabaje en el diseño e implementación de la estrategia.

via GIPHY

Subposicionamiento de la marca

Ocurre cuando no has hecho el esfuerzo que necesita tu marca para darla a conocer. No identificas cuál es su beneficio principal para presentárselo a los clientes posibles. En consecuencia no te conocen o tienen una percepción errónea.

Una situación que te puede llevar a esto es tratar de venderle a todo el mundo en lugar de definir la buyer persona y plantear una estrategia en base a esta. Por lo tanto, debes tener claro a quién te diriges y cuáles son tus objetivos.

Posicionamiento excesivo

También se le conoce como sobreposicionamiento y se refiere a ofrecer más de lo que la marca puede cumplir. Es decir, en esa búsqueda de darte a conocer y aumentar las ventas, descuidas el valor verdadero que tiene el producto o servicio.

Este error de posicionamiento de marca provoca que los clientes se decepcionen porque no obtienen lo que prometiste.

Para que esto no te ocurra haz un análisis DAFO que te permita conocer la situación real del producto.

Posicionamiento irrelevante

Cuando buscas posicionar tu marca quieres que sea rentable, que genere ingresos. Para ello es necesario que haya un mercado amplio dispuesto a pagar por lo que ofreces. Justo lo contrario a esto ocurre en el posicionamiento irrelevante.

Quiere decir que el producto o servicio apunta a un número de consumidores muy bajo como para conseguir ganancias.

Posicionamiento confuso

Puede ocurrir cuando se hacen cambios en la marca, no se da información suficiente o el mensaje que se envía no está claro. La consecuencia de esto es que el consumidor no logra identificar los beneficios ni las características del producto.

El mensaje que envías al mercado debe ser claro para evitar cualquier confusión. Una vez más, aquí es importante conocer bien quién es el cliente y qué es lo que vas a ofrecerle.

Tiene que haber coherencia entre lo que ofreces y lo que reciben los consumidores. De lo contrario generará desconfianza. Si esto te llega a ocurrir tienes que revisar la estrategia para enmendar el error.

Otra consecuencia es que el consumidor te asocie con connotaciones negativas y te veas obligado a hacer cambios más importantes.

Evitar estos errores comunes al posicionar una marca es mejor que tener que corregirlos después. Para evitar consecuencias graves, contrata expertos para desarrollar tu estrategia de marketing.

Leave a Reply